jueves, 25 de agosto de 2016

¿¿¿¿No que muy salsa?????

En esta ocasión, déjenme comenzar este post contándoles un chiste que escuché hace más de 20 años (y que bien se aplico para mí)… 
   Un día iba un borrachito prácticamente ahogado en alcohol, cuando al llegar a una esquina ve una monja, de hábito largo y negro que se acercaba caminando paciente, el borrachito al verla, cual gato que le avientan agua fría, brinca hacia atrás y se agazapa en la pared.  
Unos segundos más tarde, el borrachito se asoma sigiloso para ver venir a la monja, quien iba en sus propios pensares, sin percatarse del borrachito. 
Cuando la pobre monja llega junto al borrachito, éste salta cual gato salvaje y comienza a darle una golpiza a la pobre monja, que quien deberla, ni temerla, iba por esa calle. Del susto, la monja luego, luego se hizo bolita y entre llanto comenzó a rezar. 
   El borrachito entonces se levantó ufano y le dijo a la pobre religiosa: 
- No que muy salsa... ¿¿¿BATMAN???  


   Para quien no comprenda el mexicanismo de ser Salsa, he de explicar que así se dice a quien se cree muy valiente o que puede con todo. Y para quien no vea a dónde quiero llegar, déjenme que les explique. 

   Siempre he tratado de ser abierta hacia las ideas de los demás y repito, tratado, porque tampoco es como que he sido capaz, pero por mis estudios, lo que he leído y vivido, trato de respetar las orientaciones y preferencias sexuales de la gente. 
   Por lo que inmigrar a un país famoso por su apertura hacia la sexualidad (fue el primero en legalizar el matrimonio entre personas de un mismo sexo en el 1 de abril de 2001), no representó algo que me impactara y así me fui creyendo de mi país. 
   Claro, fui viendo ciertas diferencias entre el comportamiento de hombres y mujeres. De cómo mujeres de prácticamente todas las edades no sólo andan en bicicleta, sino que lo realizan aún vestidas con faldas cortas o vestidos. 
   Vi también cómo puedes ir por la calle con tus shorts, faldas cortas o blusas escotadas y NADIE te chifla (silbido) o te dice groserías de connotación sexual. NADA. Al punto que ya van al menos dos veces que me he encontrado mujeres en el supermercado vestidas de BIKINI, con un "vestido" de red o tul... y nadie dice NADA.  (¡Yo lo ví varias veces, a mi nadie me lo contó!)
¡Casi!
   Cada año, en verano, los canales de Ámsterdam son espacio para tremenda fiesta, el GAY PRIDE, donde se hace un desfile de barcos decorados, llenos hasta las manitas de gente, algunos con "disfraces", otros maquillados y otros muchos tantos con su ropa de diario, bailando, cantando y celebrando la apertura sexual que se vive en Holanda. 
   Yo llegué pensando que poco o nada me asustaba... Me sentía "Muy salsa". 

   Una mañana de sábado, preparé mi desayuno, prendí la tele en un canal local, digo, era Sábado y para mí no comienza el fin de semana sin ver unas caricaturas o algún programa de lo más y tierno... tan tierno como una calabacita recién cortada: TIERNO. 
   Y cuando estaba entre sentarme, mientras me llevaba una cucharada de mi cereal a la boca, comenzó un comercial de los más X: musiquita  de lo más neutral,cuando llego frente a la tv "sólo"hay una foto... De pronto, una voz femenina pregunta muy sensual: 
- ¿Eres Bisexual? Yo también. BiLove.com. 

   Luego? Las caricaturas más rositas que ustedes se puedan imaginar.... Mientras yo me había congelado, total y absolutamente, los ojos desorbitados, mientras la leche y el muesli comenzaron a bajar  en mi garganta por donde el aire se supone debe ir...  
   Lo que siguió fue granola y leche volando por el aire, expulsada entre tosidas que hasta los vecinos de la casa de enfrente llegaron a escuchar. 
-¿¿¿PERDOÓÓÓNNN???- fue lo único que atiné a decir cuando mi marido llegó corriendo a mi lado dudando si yo me estaba asfixiando y debía hacer la maniobra de Heimlich o llamar finalmente al psiquiátrico. 
Maniobra Heimlich
- ¿Que pasa?- Mi marido me miraba preocupado 
- ¿Escuchaste el comercial?- Yo dudaba si había escuchado correctamente. 
- Si, cuál es el problema?- Mi marido no vio o escuchó nada anormal. 
- ¿El comercial... es para bisexuales? ¿A esta hora? ¿En un canal para niños? 
   Mi marido sólo alzó la ceja, yo estaba sorprendida, muy sorprendida. Mientras una vocecita desde el fondo de mi ser me dijo burlona ´¿No que muy salsa... BATMAN???". 
    Comprendí que yo, al igual que mucha otra tanta gente, no me daba cuenta de mis propias limitaciones o, mejor dicho, de mi limitación moral, los conceptos y estructuras que traigo tan arraigados, tan profundos que ni siquiera sabía que los tenía...
... porque yo simplemente no creí que este tipo de comerciales pudieran aparecer a esa hora, en este tipo de canales, donde los niños, sin más ni más, los pueden ver. 

   No entraré a la discusión de si los niños REALMENTE comprenden el mensaje del comercial, como tampoco del "impacto psicológico"que puede (o no) causar en la mente de los niños.  
   Y antes de que me digan que lo que pasa es que vengo de un país tercermundistas, etc, etc. (que incluye la idea de los cangrejos y cómo nos jalamos unos a los otros la patita del que más avanza) 
   Ahora bien, éste no es el único caso que me deja bailando en un pie y escuchando esa voz interior, como la del borracho, diciendo:  "¿Qué Alba? No que muy Salsa?" 
   Hace unas semanas, después de haber cenado ( a eso de las 7 de la tarde, porque la cena es a las 6 pm), mientras veía la guía televisiva, para decidir qué programa veríamos, me topé con una producción holandesa: Louisa & Rosanna. La puse porque me llamó la atención que un programa holandés se transmitiera por la cadena TLC, que según yo, sólo transmite programas en inglés... 
   Para mi suerte era el programa piloto (la verdad no he visto más) de una pareja un tanto especial: Louisa de 29 años nació en Limburg como hombre, quien pasó por todo el proceso de transgénero, su esposa es Rosanna, quien a pesar de haber nacido como niña, siempre se vio a si misma como un niño. El primer programa trató sobre familias diversas, ya que ambas desean tener un bebé. 
   Nuevamente, mientras veía el programa con la boca abierta, me preguntaba qué es lo que pasaría si este tipo de programas se INTENTARAN presentar en México (y sólo digo México porque de allí soy), más después de la trifulca en el Facebook que leí tras mencionarse que se "pensaba" comenzar a dar clases de educación sexual en las escuelas preescolares y hablar a los niños sobre las familias diversas. 
   Tristemente vi cómo la información había sido totalmente tergiversada, el librito de actividades es escrito por PROFESIONALES, de nivel INTERNACIONAL (lo digo porque los conozco), que el libro satanizado NO era actualizado, como tampoco se explicaba que la educación sería proporcionada a cada niño acorde con la edad. 

   En mi televisor veía una familia con dos hijos prácticamente adolescentes, cuyo padre ahora era mujer, mientras me preguntaba si algún día se podrá HABLAR de éstos temas. Y repito HABLAR. 
   Segura estoy que más de uno dirá: ahhh es que no hay gente religiosa en Holanda. Pero sí la hay, y así como en Estados Unidos, Los Países Bajos tienen su Bible Belt (traducido como cinturón bíblico, que es la zona donde se concentran los protestantes más conservadores del país), pero que no he visto haciendo plantones y manifestaciones pidiendo que se eliminen estos temas o se revoque el matrimonio homosexual... 
   Me da gusto que FINALMENTE se hable de ésto? si, Que no se trata de que TODOS lo practiquen, NOOOOO, pero ventilar lo que YA existe y que deberíamos comprender antes de prohibir, definitivamente.

   Yo vine a darme cuenta de que NO, NO soy TAN SALSA y me sigo sorprendiendo de que estos temas se puedan ventilar en éste país. 

2 comentarios:

Chapiz dijo...

Hola!! Me pasó algo muy parecido unos días antes del verano. Mi hijo que está en VWO 2 (segundo año de secundaria en México) me platicó que habían ido dos chicas, una lesbiana y la otra bisexual a hablarle de esos temas. Fué un impacto para mí, y hasta molestia pues no estaba (estoy) de acuerdo que a un muchacho que está experimentándose a sí mismo le den otras opciones... Espero que no se mal interprete mi comentario... Pero debo decir que el shock me duró varios días.... Quizás por nuestros tabúes, cultura (soy mexicana) ... mi esposo lo tomó tan normal y me dijo que bueno que les hablan de eso��. No sé que sea mejor ... Y debo decir que no me considero muy conservadora pero rebasó mis expectativas ��...,,

Eduardo Robledo García dijo...

buen texto y muy cierto! lo que sí es que en ningún lugar de NL he visto lo que se ve a diario en la Glorieta de Insurgentes / Zona Rosa de Ciudad de México... ese sí que es un lugar interesante